La llegada del 5G a España: todo lo que debes saber

Marketeros 13 Jun, 2019

El 5G llega por fin a 15 ciudades españolas de la mano de Vodafone. Descubre todo lo que el futuro te depara de la mano del 5G.

El 5G por fin aterriza en España de la mano del servicio 5G de Vodafone.  Pero… ¿qué novedades nos trae tanto a usuarios como a agencias digitales? Ante todo, aclarar que el salto de generación esta vez afectará mucho a la usabilidad de los dispositivos móviles, no solo a su velocidad de carga. Y es que ya no se trata solo de poder enviar datos a mayor velocidad, sino de mejorar drásticamente la latencia con la que funcionan nuestros dispositivos.

Imagina por un momento que estás jugando un videojuego de disparos tipo Fornite Battle Royale, Apex Legends o PUGB con gafas de realidad virtual, jugando en tiempo real, sin demora de ningún tipo y todo a través de tu teléfono, mientras circulas por la carretera a 200 kilómetros por hora en un coche autónomo que no necesita ser conducido. Este es el futuro que la tecnología 5G nos regala y mas vale que te acostumbres, porque los videojuegos, y todo lo demás, está a punto de cambiar para siempre.

Si echas un vistazo a la esquina superior de tu teléfono, verás un indicador que te dice 3G, 4G o esperemos que no, 2G. Hasta ahora esto significaba que cuanto mayor fuera el número, tendrías una conexión más rápida.

Sin embargo, todas estas redes serán cosa del pasado una vez el 5G esté plenamente implantado. Y es que el 5G no sólo será 10 veces más rápido que su anterior generación, sino que además representa un avance masivo en referencia a la forma en que nuestros dispositivos se conectan a internet y, lo que es más importante, entre ellos. Y es que una vez que el 5G se establezca del todo en España, todos nuestros dispositivos estarán conectados por la red inhalámbrica con una calidad y una estabilidad de línea nunca antes vistas.

¿Qué tiene de especial el 5G?

Ante todo, es muy rápido. Actualmente, tener una tasa de descarga de 30 megabytes por segundo es más que decente; sin embargo, ahora con el 5G la velocidad de descarga, a través de una conexión inhalámbrica, podrá alcanzar la friolera de 20 gigabytes por segundo. Eso significa que el 5G será entre cien y doscientas cincuenta veces más rápido que su antecesor, el 4G. Para hacerse una idea, sería como pasar de un rooter de 360k, aquellos que sonaban como un fax, a la conexión de fibra óptica que más se usa hoy día en España.

Pero sin lugar a dudas, lo más increíble del 5G es su baja tasa de latencia, o lo que es lo mismo, la demora entre el envío y la recepción de información. La reacción humana entre que vemos algo y lo asimilamos, ronda entre los 200 y 300 milisegundos; el 4G capta y recoge la información en alrededor de 100 milisegundos; el 5G reduce el tiempo de latencia hasta límites difíciles de creer hace apenas un año, logrando reducir su tasa de latencia a 1 milisegundo o menos, lo cual significa prácticamente descargar a tiempo real.

¿Qué tiene de especial el 5G?

Es esta tasa de latencia la que revolucionará por completo nuestro concepto de la tecnología. Ahora podremos enviar y recibir información en tiempo real, lo que significa que podrás interactuar con personas, dispositivos o entidades controladas por otra persona, sin retraso o lag de ningún tipo. Esto nos permite controlar objetos de realidad virtual entre varios usuarios de manera simultánea, algo imposible hasta ahora y de lo que solo podemos imaginar sus futuros resultados. La conducción de vehículos a distancia será un realidad, e incluso la conducción autónoma tendrá un avance significativo gracias al 5G. Seguro te suena inverosímil, pero esto y mucho más es lo que el 5G aporta a nuestra generación.

Y es que los automóviles autónomos ahora serán capaces de comunicarse entre ellos, así como conectarse a radares o semáforos, a una velocidad que roza el tiempo real. Recuerda, la velocidad de reacción humana ronda los 250 milisegundos; pues nuestro auto será capaz reaccionar en 1 milisegundo. No solo podrá prevenir accidentes automovilísticos, también será el fin de los atascos tal como los conocemos. Imagina miles de coches moviéndose al unísono, sin riesgo de que se golpeen entre ellos porque todos saben exáctamente dónde están los demás en tiempo real.

Te puede interesar: Google vs Huawei: Todo lo que debes saber

Otro tema en el que se esperan grandes progresos es el el campo de la robótica. Por ejemplo, las cirugías podrían ser realizadas por un doctor desde fuera del país, controlando un robot en tiempo real y salvando vidas en situaciones en las que la distancia o el tiempo son la diferencia entre la vida y la muerte.

Obten más artículos como este en tu correo electrónico ¡Suscríbete a nuestro blog!

Las fábricas también podrán beneficiarse del 5G, con robots comunicando sus tareas y posiciones entre sí, lo que mejora tanto el ritmo de producción como la accesibilidad a los mismos gracias a la conexión inhalámbrica. Imagina una flota de drones volando sobre un campo de cultivos, que gracias a sus sensores, son capaces de recoger, alimentar y regar las plantas de manera individual.

¿Qué esperar del 5G?

El 5G está a punto de revolucionar nuestro mundo, prueba de ello son los miles de millones gastados por las compañías para configurar sus redes e ir financiando las nuevas tecnologías que ahora están a su alcance.

Sin embargo, el 5G no es perfecto. Esta velocidad de carga que roza el tiempo real, ha sido lograda gracias a una mezcla de frecuencias de escaso recorrido que hacen que la velocidad de descarga se dispare, algo que afecta igualmente a la difusión de la onda. Mientras las redes 4G son capaces de recorrer diez kilómetros, el máximo para las redes 5G será de unos 300 metros sin la posibilidad de atravesar paredes o la lluvia.

Qué esperar del 5G

¿Qué significa esto? Pues que tiene sus pros y sus contras. Con un alcance de señal tan reducido, será necesario construir muchos transmisores, aproximadamente uno cada doscientos metros. Por otro lado, permite un empaquetamiento mucho más optimizado en un área. Por ejemplo, el 4G nos permite conectar un millón de dispositivos en 500 kilómetros cuadrados; mientras que el 5G permitirá un millón de dispositivos en 1 solo kilómetro cuadrado.

Y es que, con el tiempo, se espera que las redes 5G terminen sustituyendo a las conexiones por cable. Gran noticia para las zonas menos habitadas, donde el cable de fibra óptica no llega por no ser beneficioso para las empresas.

Diseño web

Google vs Huawei: Todo lo que debes saber

Por: Marketeros
Diseño web

Desarrollo web: ¿Qué son y para qué sirven los códigos UTM?

Por: Marketeros
Diseño web

¿Qué son las cookies y cómo funcionan?

Por: Marketeros