Meta Tags: Qué son y cómo afectan al SEO

29 Nov, 2022

Meta Tags SEO infografía

En el artículo de hoy aprenderemos a utilizar las meta etiquetas para el SEO, incluidas las etiquetas de título y descripción de la página, así como analizar sus mejores prácticas, cómo implementarlas y mucho más.

Las meta etiquetas son la parte más importante del posicionamiento SEO, siendo fundamentales a la hora de asegurarnos de que las páginas de nuestro sitio web dispongan de una sólida base de optimización capaz de mejorar nuestro posicionamiento web. Se trata de etiquetas que se añaden a la cabecera de la página para describirla mediante una sintaxis que Google sea capaz de entender.

El problema con las meta etiquetas es que a menudo se ignora su funcionalidad en pos de otras prácticas con mayor prioridad, como puede ocurrir con el contenido y los enlaces. Sin embargo, es importante que nos aseguremos de optimizar estas etiquetas correctamente para así ayudar a Google con el análisis de nuestra página web.

Por ejemplo, una meta descripción de calidad puede suponer la diferencia entre un mal rendimiento del sitio web en las páginas de resultados del motor de búsqueda (SERP) y un mejor rendimiento del sitio web, especialmente en lo que respecta a la tasa de clics (CTR).

¿Qué son las meta etiquetas?

Las meta etiquetas proporcionan información sobre el sitio web en el HTML de la página. A continuación, los motores de búsqueda utilizan estas piezas de código para ayudar a determinar de qué trata la página y su relevancia con respecto a la palabra clave buscada.

Aunque estos datos no son visibles para los visitantes, juegan un papel importante a la hora de determinar el lugar que ocupa una página web en los resultados de búsqueda.

Una meta etiqueta de suma importancia en la que debemos centrar nuestra atención es el título de la página, el cual se identifica como el enlace azul que aparece en la parte superior del fragmento en los resultados de búsqueda.

Otra etiqueta de gran importancia es la meta descripción, que suele utilizarse para mostrar las descripciones de las páginas en los resultados de búsqueda.

Funcionalidad de las meta etiquetas

Las meta etiquetas son una de las primeras cosas a analizar durante un informe de auditoría SEO del sitio web. Aparecen siempre en la cabecera por encima del contenido de la página y proporcionan información importante sobre la misma.

Pero antes de profundizar en el tema, es importante entender qué hacen exactamente las meta etiquetas y porqué se utilizan.

– Si por ejemplo quisieras incluir ciertas palabras en la descripción de tus productos o servicios, tales como el rango de precios, las características, el tamaño, etc., la mejor opción sería utilizar la etiqueta meta de palabras clave para ayudar a describirlo.

– Por otro lado, si buscas hacer saber a la gente dónde se encuentra tu sitio web, como puede ser una ciudad, un estado o un país, podrás hacer uso de la meta etiqueta de ubicación.

– En caso de estar escribiendo una entrada en el blog, se podría añadir una meta etiqueta de categoría para así ayudar en su localización.

Estos tres ejemplos que hemos visto son solo una pequeña parte de lo que realmente engloban las meta etiquetas, y es que son muchos los diferentes tipos de meta etiquetas que existen, siendo las más comunes las de título, descripción, palabra clave, el texto alternativo de una imagen, robots, el idioma y el llamado marcado de esquema.

Importancia de las meta etiquetas para el SEO

Tal como se ha comentado previamente, la importancia de las meta etiquetas en el Posicionamiento SEO es innegable. Cierto es que tanto los contenidos como los enlaces son fundamentales (sin contenidos ni enlaces jamás se posicionará una web como es lógico), pero no por ello hay que descuidar las meta etiquetas. Y es que por ejemplo, unas etiquetas de título bien estructuradas pueden significar la diferencia entre el éxito o el fracaso de tu página web.

En caso de dejar las etiquetas meta en blanco (como puede ser un título o una meta descripción), lo más probable es que el propio motor de búsqueda, sea Google o cualquier otro, elegirá las que cree que son las mejores para la página que está examinando. Esto no es bueno, ya que aunque es cierto que no para de mejorar, lo cierto es que los algoritmos de los motores de búsqueda no son perfectos y podrían no categorizar o visibilizar tu web como deseas.

Esta es la razón por la que es importante que te asegures de incluir como mínimo un título y una descripción física para tu página web, o de lo contrario estarás dejando a los motores de búsqueda decidir por ti, lo cual no siempre harán de forma óptima.

Etiquetas del título de la página

La conocida como etiqueta del título de la página es el principal elemento descriptivo de nuestra web. Y es que la etiqueta de título es lo primero que todo el mundo ve cuando se encuentra con tu sitio web en los resultados de búsqueda de Google.

De ahí que sea fundamental asegurarse de que nuestra etiqueta de título refleja con exactitud el contenido de la página. Si por ejemplo estás escribiendo una entrada de blog, debes asegurarte de que el título de la página refleje con exactitud el contenido de la entrada. De hecho, debes procurar que la gente sepa exactamente dónde está y qué está viendo sólo gracias al título.

Algo a tener en cuenta es que algunos sitios web se posicionan muy bien a pesar de tener etiquetas de título pobres… ¿Por qué ocurre esto? ¿Por qué algunos sitios no dedican tanto esfuerzo a la etiqueta del título mientras otros continúan con sus optimizaciones habituales? Bueno, según parece todo depende del tipo de sitio web… Y es que mientras que algunos sitios se centran mucho en el vídeo, otros se centran más en el texto. También ocurre que algunos sitios web se centran en un tema específico, mientras que otros cubren múltiples temáticas.

Hay muchas razones diferentes por las que un sitio web puede decidir no dedicar ningún esfuerzo a sus etiquetas de título. Sin embargo, lo cierto es que tener una etiqueta de título de calidad acostumbra a ser un factor determinante para que Google entienda la página que está rastreando.

En caso de estar construyendo un sitio web nuevo, puede que pienses que no tengas la necesidad de preocuparte demasiado por la optimización SEO en tu etiqueta de título. Sin embargo, una vez que tu sitio web comience a recibir tráfico, ten por seguro que querrás hacer un seguimiento de aspectos tales como las tasas de rebote y de conversión.

Al hacer un seguimiento de estas métricas, podrás determinar si la etiqueta del título está afectando realmente al rendimiento dde la página web, y a partir de ahí saber cómo optimizarla de la mejor manera posible.

En la documentación que nos facilita Google Search Essentials se nos explica lo siguiente sobre las mejores prácticas en los títulos de las páginas y cómo influir correctamente en los resultados de búsqueda:

– Debes asegurarte de que todas las páginas de tu sitio web tengan una etiqueta de título física con un título de página realmente especificado.

– Google recomienda siempre tener títulos de página descriptivos y concisos. Aparte, a Google no le gusta las ediciones vagas, como que la página de inicio se titule “Inicio” o ver “perfil” para el perfil de una persona. Google también recomienda evitar el texto innecesariamente largo y complejo, ya que es muy probable que se trunque en los resultados de búsqueda.

– Asegúrate de evitar textos repetitivos y redundantes en el título de tu página web. Ten en cuenta que estos textos repetitivos pueden causar confusión entre tus distintas páginas tanto para los usuarios como para los motores de búsqueda. Es por ello que Google recomienda un texto distinto y descriptivo en los títulos de cada una de tus páginas. Otro tema que Google desaconseja el uso de textos largos que no cambien salvo por ciertos parámetros, por lo que es mejor no incluir información en el título de tu página que no sea útil para los usuarios o que se considere poco informativo.

– A Google tampoco le gusta el relleno a lo loco de keywords o palabras clave, lo cual no significa que no puedas (y debas) incluir términos descriptivos en el título de tu página. Sin embargo, si que es cierto que no debes incluir las mismas palabras y frases muchas veces, ya que hacerlo podría incurrir en que tus resultados de búsqueda sean considerados como spam tanto por Google como por tus usuarios.

– La inclusión de una marca en el título de tu página web es una práctica aceptable para Google. Según las directrices de Google, esta puede incluirse al principio del título de la página o al final. Eso si, debes asegurarte de que esté separado y sea único con respecto al resto del texto. Para ello, puedes hacer uso de un símbolo delimitador, que incluye dos puntos o guiones. Esto puede ayudarte a evitar que la marca de tu sitio web se vea como una parte repetitiva del título de la página por los motores de búsqueda.

– Es importante que dejes claro qué parte del texto es realmente el título principal. Presta atención a las fuentes que incluyen elementos tales como el título visual principal, el texto destacado en el cuerpo de la página y los elementos de encabezamiento. Otra recomendación de Google al respecto es variar el tamaño del título principal de la página, por ejemplo.

– Por último pero no menos importante, Google también recomienda que te asegures de que el título de tu página coincida con el contenido de la misma, y es que si Google cree que el título no coincide con el contenido principal de la página, es muy probable que el motor de búsqueda acabe eligiendo un texto diferente como parte del enlace del título de la página. Es mejor tener el mismo título de la página y en la etiqueta <h1>, para así reducir la probabilidad de re escritura por parte de los títulos en las SERP.

Google y los títulos de las páginas

Aparte de lo que se define como los fundamentos de búsqueda, son varios los detalles que Google ha mencionado sobre los títulos de las páginas y que pueden resultar interesantes:

John Mueller, Webmaster Trends Analytics de Google, dijo en 2016 lo siguiente: “Utilizamos los títulos de páginas para el ranking, pero no es la parte más crítica de una página. Es por ello que no vale la pena llenarla de palabras clave y esperar que nos funcione. En general, tratamos de reconocer cuando una etiqueta de título está llena de palabras clave porque eso también es una mala experiencia para los usuarios en los resultados de búsqueda. Si están buscando entender de qué tratan estas páginas y solo ven un revoltijo de palabras clave, no les será de gran ayuda.”

Otro declaración interesante de John Mueller fué la que hizo en 2020 sobre los espacios en los títulos en la que especificaba lo siguiente: “Yo sólo escribiría títulos naturales, de la forma en que querrías que aparecieran en la búsqueda y cómo querrías presentarlos a los usuarios. La barra (separadores) está bien y puede funcionar bien en cualquier lugar”. – John Mueller, Google 2020

También podemos encontrar una entrada en 2021 en el Blog de Google Search Central donde se nos dice que “De todas las formas de generar títulos, el contenido de las etiquetas de título HTML sigue siendo, con diferencia, el más utilizado, más del 80% de las veces”.

Otro detalle a tener en cuenta es que Google en 2020 especificó que “Si tu documento aparece en una página de resultados de búsqueda, el contenido de la etiqueta de título puede aparecer en la primera línea de los resultados.”.

Para terminar, en su blog podemos encontrar lo siguiente desde 2021: “Hemos introducido un nuevo sistema de generación de títulos para las páginas web. Antes de esto, los títulos podían cambiar en función de la consulta emitida. En general, esto ya no ocurrirá con nuestro nuevo sistema ya que creemos que nuestro nuevo sistema produce títulos que funcionan mejor para los documentos en general, para describir de qué tratan, independientemente de la consulta particular.”

Etiquetas meta descripción

Otra etiqueta meta importante para el Posicionamiento SEO es la etiqueta meta descripción.

Se trata de un breve fragmento de párrafo situado debajo del título de la página en los resultados de búsqueda. Esta descripción, siempre que utilice una descripción más precisa que la que se puede determinar a partir del contenido de la página, será la que Google utilizará en sus SERPs.

Se trata de una metaetiqueta que no se utiliza mucho para la clasificación. Sin embargo, si que se utiliza para atraer e informar a los usuarios sobre la página en general.

Es por ello que es importante crear un resumen breve y relevante de lo que trata esa página web específica. Una forma sencilla de enfocar las meta descripciones es verlo como un argumento de venta para tu sitio web, o dicho de otra forma, enfoca tus meta descripciones con el objetivo de convencer al usuario de que tu página es exactamente lo que está buscando.

Algo a tener en cuenta es que Google nos dice que no hay límite en la longitud de la meta descripción, pero si que existe un máximo de caracteres que se podrán mostrar en los resultados de búsqueda, por lo que en caso de superar su límite, lo que hará será recortar la meta descripción de la manera que el buscador crea más conveniente.

Consejos para crear meta descripciones

A pesar de la aparente falta de control cuando se trata de clasificaciones, lo cierto es que la redacción de meta descripciones sigue siendo una parte importante del arsenal de cualquier profesional de SEO. Y es que por si sola, es capaz de marcar la diferencia entre un buen CTR en las SERPs, y un CTR inferior que lastre el rendimiento de nuestra página web.

Es por ello que se recomienda que tanto los títulos de las páginas como las meta descripciones sean la prioridad de tus esfuerzos en materia SEO siempre que optimice la web.

De hecho, en Search Essentials de Google podemos encontrar lo siguiente afirmación: “Ten en cuenta que las meta descripciones deben ser visibles en la página web. Si no son visibles, Google las ignorará en el 99% de los casos.” Por lo que si no disponemos de una meta descripción, Google dependerá exclusivamente de sus arañas de búsqueda para catalogar y definir los contenidos de tu sitio web.

A continuación, analizaremos algunos consejos adicionales en lo referente a las meta descripciones:

Meta descripción única para tu sitio web

El propio Google nos deja claro que las meta descripciones idénticas, e incluso similares, que se encuentran en varias páginas de un mismo sitio web no son útiles cuando estas páginas aparecen en las SERP.

Es por ello que recomienda a los profesionales del posicionamiento web que creen meta descripciones que sean únicas y que describan con precisión la página específica.

Otra recomendación que nos da Google es que en la página principal debemos hacer uso de descripciones a nivel de sitio para, a continuación, utilizar descripciones a nivel de página en todos los demás tipos de páginas.

La descripción debe incluir información relevante sobre el contenido

Google también recomienda incluir información relevante dentro de la meta descripción que refleje la página real.

Por ejemplo, en el caso de las noticias y las publicaciones de los blogs, nos explica que estas meta descripciones pueden incluir el autor, la fecha de publicación y la información del titular que, de otro modo, no se mostraría.

Además, también podrían incluirse aquí las páginas de productos que tienen información específica dispersa en la página que podría ser útil para los usuarios.

Ten presente que una meta descripción de calidad puede proporcionar toda la información relevante que un usuario precisa para decidir visitar esa página en concreto.

Generación automática de meta descripciones

Google no espera que sus usuarios medios sean capaces de escribir a mano las meta descripciones de los sitios web que poseen cientos o miles de páginas, por lo que como dijimos anteriormente, el buscador es capaz de generarlas de forma automática. Pero aun así, nos sigue recomendando que nos aseguremos de que estas meta descripciones sean variadas y legibles.

Generar meta descripciones de calidad

Si Google insiste en algo es en que nuestras meta descripciones deben ser de calidad. Es por ello que debemos asegurarnos de que realmente nuestras meta descripciones sean realmente descriptivas con el contenido que estamos ofreciendo.

Google y las meta descripciones

A continuación veremos una pequeña recopilación de aquello que Google ha declarado en su blog sobre las meta descripciones:

John Mueller declaró en 2017 lo siguiente: “Los cambios en las descripciones, ya sea hacerlas más largas o más cortas, o ajustarlas para incluir palabras clave nuevas, no afectará al ranking de tu sitio web .”

En 2017 Google dijo que “Como las meta descripciones suelen ser visibles solo para los motores de búsqueda y otros programas de análisis, los webmasters a veces se olvidan de ellas, dejándolas completamente vacías. También es común, por la misma razón, que la misma meta descripción se utilice a través de múltiples (y a veces muchas) páginas. Por otro lado, también es relativamente frecuente que la descripción esté completamente fuera de tema, sea de baja calidad o directamente sea spam. Estos problemas empañan la experiencia de búsqueda de nuestros usuarios, por lo que preferimos ignorar dichas meta descripciones.”

Por último, en 2020 John Mueller nos aviso de lo siguiente: “Ten en cuenta que ajustamos la descripción en función de la consulta del usuario. Así que si estás haciendo una consulta del sitio y ves tu descripión en los resultados de búsqueda de tu web, no tiene porqué ser necesariamente lo que vería un usuario normal cuando realiza la misma búsqueda.”

Cómo añadir una etiqueta Meta Robots a tu página web

La etiqueta meta robots te permite controlar la indexación y el rastreo de tus páginas. Dicho de otra manera, esto te permite aprovechar un enfoque más granular para controlar la indexación de páginas individuales.

También es importante tener en cuenta que esta configuración sólo se puede leer y seguir cuando la propia página es rastreable y accesible para Google. Por ejemplo, no pienses que inhabilitar una página y no indexarla te beneficiará.

Aunque es cierto que hay situaciones en las que Google puede ignorar el archivo robots.txt, debes asegurarte de que, en la mayoría de los casos, estás permitiendo el rastreo y la indexación de la página para que Google pueda observar físicamente esa regla concreta.

Añadir la etiqueta meta robots a tus páginas.

En el fragmento de código superior puedes ver cómo añadir la etiqueta meta robots a tus páginas.

Recuerda que la estructura general del código de la página debe añadirse en la parte superior de la página, dentro del código, entre las etiquetas de encabezamiento inicial y final.

Cómo añadir una etiqueta Meta Viewport a tu sitio web

La etiqueta meta viewport es una parte importante de las etiquetas meta que se añaden a la página y tiene que ver con asegurarse de que tu sitio es un diseño de sitio web totalmente receptivo.

En resumen, esta etiqueta meta proporciona instrucciones específicas al navegador sobre cómo representar tu página en un dispositivo móvil, además de mostrar a Google que la página es apta para móviles.

Cómo configurar el Viewport o ventana gráfica

Por lo general, debes incluir la metaetiqueta viewport en todas las páginas que desees optimizar para un dispositivo móvil. Y es que son los parámetros de esta etiqueta los que controlan las dimensiones de la página y los atributos de escalado.

¿Por qué es importante? Para saberlo debemos conocer el proceso de los motores de búsqueda: En primer lugar, los navegadores para móviles mostrarán una página con la anchura de la pantalla de un ordenador de sobremesa (esto suele ser alrededor de 980px, pero puede variar según el dispositivo). Después, los buscadores intentarán que el contenido se vea mejor ajustándolo a la pantalla y aumentando el tamaño de las fuentes. Esto podría resultar en que los tamaños de las fuentes parezcan inconsistentes para diferentes usuarios. Para rectificar esto, en su lugar se podría utilizar una fuente del sistema.

La siguiente captura de pantalla muestra cómo incluir y configurar la etiqueta meta viewport dentro de tu código:

incluir y configurar la etiqueta meta viewport dentro de tu código:

Cómo añadir la etiqueta Meta Charset a tu página web

La etiqueta meta charset es una etiqueta que te permite definir una codificación de caracteres específica para tu página web. Esta etiqueta es importante ya que ayuda a proporcionar el medio a través del cual el navegado da salida a los caracteres en el texto.

Si no se define la etiqueta charset, el navegador puede producir el llamado “texto basura” debido a la falta de comprensión del texto de entrada.

Cierto es que no se trata de un elemento extremadamente importante en términos de factores de clasificación SEO, pero si que es importante si deseas asegurarte de que tu página es lo más compatible con todos los navegadores y plataformas posibles.

Qué es la etiqueta “No Sitelinks Search Box Meta Tag”

¿Sabías que algunas etiquetas meta específicas pueden ayudarte a controlar la apariencia de tus resultados de búsqueda?

Una de ellas es la etiqueta meta de “no sitelinks search box”:

<meta name=”google” content=”nositelinkssearchbox”>

Su funcionalidad es simple. Si, por la razón que sea, no quieres que aparezca un cuadro de búsqueda de los enlaces a tu sitio en las SERP de Google, puedes utilizar simplemente esta meta etiqueta para eliminarlo.

Seguramente te sorprenderá, pero es bueno saber que añadir una simple meta etiqueta puede aumentar los clics de Google Discover en un 300%. A continuación un ejemplo del fragmento de código para “no sitelinks search box”:

“<meta name=’robots’ content=’max-image-preview:large’ />”

Conclusión: Las meta etiquetas son una parte muy importante del SEO

Hay quienes creen que las meta etiquetas ocupan el tercer o incluso cuarto lugar en el escalafón de responsabilidades cuando se trata de optimizar tus páginas web.

Sin embargo, cuando se trata de lograr una mejor clasificación, la optimización correcta de las meta etiquetas a veces puede marcar la diferencia que nos lleve a las primeras posiciones.

En mi opinión, el mejor enfoque que se le puede dar a las meta etiquetas es como un complemento a nuestros esfuerzos SEO.

Asegúrate de mantener tus meta etiquetas actualizadas según sea necesario. Por ejemplo, si realizas cambios en tus páginas, no querrás tener un título de página y una meta descripción diferente del contenido que se refleja en la misma, ni tampoco querrás tener meta etiquetas de calidad inferior.

En definitiva, asegúrate de que te centras en la optimización de estas etiquetas, porque pueden hacer que una página pase de ser mediocre a ser destacar por encima de otras del mismo sector comercial.